PRINCIPAL  |  FOROS  |  ENLACES  |  PUBLICA TUS ARTÍCULOS  |  PRIVACIDAD  |  CONTACTO  | 
Quidsweb.com » Noticias de televisión, audiencias, crítica, rumores, series, telenovelas y cine Hospedaje y dominios
AMOR REAL: Matilde se esconde de Adolfo y se escapa con Manuel
Rosa, 15/06/2005

Manuel extrae la bala del cuerpo de Corona, y le comenta a Silvano que no sabe si se salvará. Silvano le cuenta que Matilde dice que le creyó muerto. Matilde es lo primero que le dice. Él le cuestiona que por qué con Solís, y ella le dice que fue el único dispuesto. Manuel le dice que le escribió y ella le asegura que no recibió cartas. Manuel dice que a pesar de todo, no le perdona que haya escogido a Adolfo para casarse, al hombre que él odiaba. Matilde le dice que siempre pensó en él y se besan. Matilde le pregunta si le perdonó, y él para de besarla y dice que siempre ha sido un imbécil. Silvano llega y le cuenta que Amadeo se puso peor. Manuel le pide a Silvano que busque a la hija de Corona.

Adolfo charla con Delfino, y le dice que no está dispuesto a renunciar a Matilde. Éste le pregunta qué hará, y el Coronel no pretende dejar a Matilde. Humberto le cuenta a Adolfo que Augusta sabía que Manuel estaba vivo. Solís decide poner vigilancia a la mansión para que no se lleven a Manuelito.

Juana se encuentra con Antonia y le cuenta que Manuel sigue vivo. Ésta, contenta, llega y se lo cuenta a Marie. Mientras, en la casa de Renato, Ramón le ofrece a éste una gran suma por el testamento. Juana les escucha, y Renato niega todo después.

Manuel charla con Matilde, y le ésta quiere volver con su hijo, y acusa a Manuel de haber cambiado. Manuel le reprocha que se casó por su apellido y fortuna, y dejó de quererle al perderlos. Matilde le dice que no es así, y Manuel le dice que bien le gustaba estar en la cama. Matilde le dice que sí. Una monja les observa...

Marie, más recuperada, habla con Márquez de la reaparición de Manuel. Él la tranquiliza diciéndole que la matarán antes de que hable.

Descubrimos que quien fue mandado a matar al Padre Urbano, se arrepintió, y solo le escondió en una choza. El Padre está muy desmejorada y le pregunta hasta cuándo le tendrá allí.

Los soldados buscan a los rebeldes en el convento, y las monjas tapan a sus inquilinos. Manuel le confiesa a la Madre Superiora que son rebeldes, y Matilde su esposa. La Madre les permite quedarse por el herido. La hija de Corona y Rosario llegan. Matilde recibe a su suegra feliz. Las dos se cuentan todo...

Antonia y Juana charlan en un café. Juana se preocupa por si Antonia se ilusiona con Manuel. Pero ella piensa solo en que podrá demostrar el fraude del testamento. Ya avisó a Sixto de la aparición de Manuel.

Marie le cuenta a Yves, borracho, que Manuel está vivo y que la verdadera Marie está cerca. Yves recuerda que lo tiene en su cuarto. Damiana les sigue. Yves se da cuenta que ya no está en el cofre. Damiana le cuenta a Antonia lo ocurrido.

Adolfo le dice a Delfino que piensa rescatar a Matilde y que, o Manuel le mata, o él le mata porque no hay sitio para los dos en el mundo.

Teresa visita a Amadeo con Matilde, e insiste a su padre en que Matilde les acompañe.

Antonia llega a la casa de Juana, cuando está Josefina. Ésta le hace un desplante, y Antonia, cohibida les dice que se puede marchar y volver otro día. Pero Jana le dice que se quede, y les cuenta lo que averiguó Damiana. Josefina le cuenta todo después a Humberto. Éste está seguro que el testamento lo tiene Renato.

Manuel habla con Matilde y ella le seduce y hacen el amor. Una monja ve salir a Manuel... Éste le cuenta al día siguiente a Silvano que ya cayó en las redes de Matilde. La monja le cuenta a la Superiora que los esposos pasaron la noche juntos, y la Superiora les obliga a dejar el Convento al día siguiente. Mientras, Manuel cree que Matilde se acostó con Solís, por como ella se ofreció la noche anterior. Matilde le abofetea y le dice que es un grosero y patán.

Humberto busca a Renato y le pregunta por el testamento. Renato intenta hacerse el tonto, pero Humberto ha visto la prosperidad que tiene ahora su amigo. Humberto le dice que es un sinvergüenza. Josefina le dice a su esposo que puede hablar con Juana. Y lo hace, pero casi como una acusación. Después, más humilde, le pide que convenza a Renato.

Sixto visita a Antonia. Los dos se abrazan muy contentos. Antonia le cuenta que el testamento lo tiene alguien que debe estar aprovechándolo para chantajear a alguien con él, y cree que es Ramón Márquez, el amante de Marie. Le cuenta hasta lo del aborto... También le comenta que ni Humberto ni Renato parecieron muy interesados, pero si Juana, la amante de éste último.

Augusta decide no volver a entrometerse en la vida de sus hijos, y respetará la decisión de Matilde. Humberto le cuenta a su madre y a Prudencia que Manuel es un Fuentes Guerra, y que el testamento verdadero fue robado, y necesitan encontrarlo. La interesada de Augusta se alegra...

Los rebeldes avisan a Manuel que se acercan soldados. Todos deciden huir, pero no encuentran a Matilde y la dejan. Matilde llora al darse cuenta que la dejaron sola. Manuel piensa en su mujer y decide volver, pero los soldados ya están en el convento. La Superiora no deja entrar a Adolfo, pero él le insiste, y ella acepta, salvo el espacio de las enclaustradas, donde se esconde Matilde. Adolfo encuentra el vestido que Matilde llevaba en la noche de su compromiso. La Superiora se justifica diciéndoles que ya se marcharon. Adolfo le cree. Manuel los ve marcharse.

Matilde está preocupada porque Manuel y Adolfo se encuentren. Le escribe a su madre para que no se preocupe. Manuel entra al convento y Matilde corre a verle y se abrazan. Ella decide irse con él.

Humberto, Josefina, Antonia y Sixto se reúnen. La esposa de Humberto les cuenta que intentó que Jana haga hablar a Renato. Antonia idea mentirle con que Manuel le recompensará y así hable. Humberto habla con Renato y éste le habla de la honra de Pilar y Ramón. Humberto le ofrece dinero pero Renato le dice que jamás le ha dicho que tenga el testamento.

El Padre Urbano está con su carcelero cuando llegan Adolfo y Delfino, y el resto de la tropa. Éstos se sorprenden de que lleve tres años preso. El Padre les explica que le dispararon en la pierna y no le mataron, y que incluso sigue la bala dentro de él. Adolfo le cuenta al Padre la supuesta muerte de Manuel y su reaparición, así como la pérdida de la herencia, y que Manuel y su familia perdió el apellido. El Padre dice que Manuel es hijo de Joaquín. Adolfo le cuenta que es un traidor y será llevado al paredón. El Padre le reprocha que eso le alegre porque ame a Matilde. Adolfo le dice que ella se merece algo mejor.

Manuel, Silvano y Matilde van por el bosque, y Manuel le advierte a su mujer que le espera una vida difícil. Matilde le dice que no le importa, y le cuenta que escribió a Augusta.

Ramón le cuenta a su querida Marie, que Renato tiene el verdadero testamento y le dice que le ha extorsionado con él. Marianne sube después a contarle todo a Yves, que no tarda en buscar a Renato. Los dos pelean y Juana les escucha. Yves le ofrece dinero. Juana entra y les dice que no quiere escenitas en su casa. Yves la insulta y Renato le pega fuerte. Juana le reprocha a su amante todo lo que hizo. Él se intenta justificar. Mientras, Yves habla con Benítez para que consiga el testamento, pero éste prefier consultar con Ramón.

Matilde llega al campamento rebelde. Manuel le dice a Amadeo que quiere que su esposa vuelva a Ciudad Trinidad, pero él no quiere, porque ésta puede contarle algo a la policía o a Solís.

Adolfo, de vuelta a Ciudad Trinidad es mandado a Ciudad Malta para una batalla decisiva, porque se prepara una gran batalla. Después, Benítez se entera que Urbano está vivo. Manda buscar a quien mandó a asesinarle, pero éste huye cuando ve llegar al Padre Urbano a la casa Peñalver donde estaba haciendo vigilancia.

El Padre llega y ve a Manuelito, al que le dice que su padre Manuel está en la tierra, y no en el cielo. Josefina llega, y Prudencia y Augusta. Todas se soprenden.

Manuel le dice a su esposa que no la deja marcharse porque seguramente le contaría donde están a Solís. Matilde se indigna porque su esposo pensara que le iba a traicionar. Manuel se enfada y le saca a relucir su compromiso con Adolfo, y ella se defiende porque era el único que la quiso, y que tomó cariño a Manuelito. Eso enfada más aún a Manuel, que cree que Adolfo fingía con el niño. Manuel se marcha y Matilde le grita que él es el culpable por haberla abandonado.

Y el viernes, más AMOR REAL en Quidsweb

NOTA: No realizaremos resúmenes de Pasión de Gavilanes, ni de Amarte Así frijolito


Escribe tu mensaje
Caracteres restantes: 

Autor: Anónimo (Identifícate o regístrate)      Web: